Inicio » Uncategorized » Lección 13. Alentando a seguir a la Tierra Prometida

Lección 13. Alentando a seguir a la Tierra Prometida

Lección 13. Alentando a seguir a la Tierra Prometida

Texto de estudio: Números 14:6 – 38

Texto clave: Números 14:17 Ahora, pues, yo te ruego que sea magnificado el poder del Señor, como lo hablaste, diciendo.


Panorama bíblico

A Abraham, Isaac y Jacob Dios le había prometido una descendencia y una tierra en donde fluye leche y miel. Esa travesía continúa con Moisés cuando Dios le manda a que le saque al pueblo de Egipto y llevarle a la tierra prometida. Moisés había enviado a 12 espías para explorar la tierra prometida y de los cuales vinieron con dos respuestas distintas.

1. La ayuda y protección de Dios

La exploración a la tierra que hicieron estos doce espías produjo dos respuestas o información distinta para los dos grupos, primeramente vemos a Josué y Caleb que dan aliento al pueblo, ellos ven una tierra don fluye leche y miel, y no ven al enemigo como algo imposible. No tienen temor de ellos, ni se sienten menos que ellos, Josué dice que la tierra que fueron a ver es excelente y que Dios les favorecerá, ayudará y protegerá de esas personas. El alienta al pueblo a no tener miedo porque el enemigo no tiene nadie quien le proteja más ellos tienen la cobertura de Dios y esa es la tierra que Dios está preparando para ellos. Al igual que Josué cuando Dios nos manda una tarea o situación debemos ser obedientes, debemos alentarnos nosotros mismos porque tenemos un Dios poderoso, que cumple con su palabra y que nos ayuda y protege de nuestros enemigos. Tenemos que salir adelante sin tener miedo, porque nosotros le tenemos a Dios que es nuestro ayudador más nuestros enemigos no tienen un protector, las circunstancias, los problemas, no tienen quien les ayude, nosotros si tenemos y podemos vencerles por más grande que sean.

2. La pérdida de la bendición

La gran parte del pueblo no creyó en lo que Dios tenía para ellos a pesar de todas las cosas que hizo, que les mostró, igual el pueblo prefirió ir a Egipto o morir en ese mismo lugar. Dios se dirige a ellos y les saca esa bendición de entrar en la tierra prometida, por no creer en su palabra y en sus maravilla. De esta manera queremos muchas veces actuar nosotros y actuamos así, y cuanta bendición perdemos por culpa de nuestra incredulidad, a pesar de las maravillas de Dios. Debemos dejar de lado esa incredulidad y aferrarnos más a Dios para recibir también esa bendición.

3. Ver lo bueno dentro de lo malo

Moisés envió espías a explorar la tierra de los cuales diez vieron todo lo malo en la tierra prometida y solo Josué y Caleb vieron lo bueno. Estos diez espías no tuvieron visión, no pudieron mirar más lejos y por eso pagaron con sus vidas este error. A la tarea que Dios nos manda muchas veces nos va a parecer mala, pero si tenemos visión, si queremos algo mejor, debemos mirar más allá, buscar lo bueno dentro de lo malo. No siempre las cosas van a ser fáciles, ni vamos encontrar primero lo bueno sino que con la ayuda de Dios poder mirar más allá de las cosas.

Estudio bíblico

Dios había prometido dar la tierra prometida a los descendientes de Abraham, Isaac y Jacob. Para cumplir esta promesa Dios habla a Moisés y se encarga de enviar doce espías de las doce tribus para que exploren la tierra prometida. Al regreso de los espías dos vieron de manera diferente lo que tenían al frente, Caleb y Josué, y Josué dijo al pueblo que la tierra era excelente y que fluía leche y miel y que no tengan temor porque Dios estaba con ellos y los ayudaría y protegería, ellos pudieron ver lo bueno dentro de lo malo porque esa tierra estaba habitada por gigantes. Y los otros diez vieron todo lo malo, no tuvieron la valentía ni la fe en Dios de poder vencer al enemigo. En cambio Josué alentó al pueblo diciendo que el enemigo no tenía nadie quien  lo defendiera en cambios ellos si tenían a Dios.

Cada vez se presentan cosas difíciles, problemas, circunstancias a las cuales miramos de manera temerosa, pero la actuación de Josué nos alienta a ver más allá de lo malo, poder mirar diferente las circunstancias por las cuales pasamos o los problemas que tenemos adelante, creer en Dios porque Él es el que nos ayuda y protege, en cambio nuestro enemigo no tiene nadie quien le proteja.

Actividades

3 – 6 años

Pinto lo bueno que está dentro del dibujo malo

7 – 9 años

Respondo las siguientes preguntas

10 – 12 años

Copio el dibujo en la siguiente tabla

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 211 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: